ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Página 11 de 11. Precedente  1, 2, 3 ... 9, 10, 11

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Vie Mayo 06, 2016 4:49 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Sáb Mayo 21, 2016 7:22 am

¿Es «remplaza» o «reemplaza»? Ambas son válidas y aprobadas por la RAE, pues se puede decir «reemplazar» o «remplazar»

El término «presidenta» está aceptado por la RAE. Otros casos aceptados son: jefa, jueza, fiscala, concejala, ingeniera, médica.




Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Lun Jun 06, 2016 10:52 pm




Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Lun Jun 06, 2016 11:17 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Lun Jun 06, 2016 11:28 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Lun Jun 27, 2016 11:48 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Miér Ago 03, 2016 2:36 pm

Los signos de puntuación tienen un origen muy curioso, ¿quieres saber cuál?
Los signos de puntuación nos ayudan a darle un sentido correcto a la lectura y la escritura. ¿Qué haríamos hoy en día sin los signos de puntuación?



En las primeras democracias, en Grecia y en Roma, lo más efectivo era dar un buen discurso convincente, ya que era muy complejo ponerse al leer un texto en ese mismo instante, porque al practicar la scriptio continua tenían que estudiar el texto con anterioridad para conocer el contenido y resaltar y enfatizar lo más importante. Además, no había distinciones entre mayúsculas o minúsculas, lo que hacía del texto una amalgama de palabras “sin sentido”.

El cambio surgió en el siglo III a. C. en Alejandría con Aristófanes, un bibliotecario encargado de la Biblioteca de Alejandría que sugirió hacer anotaciones en los textos para hacerlos más livianos, con un punto arriba, en medio o debajo de cada línea (comma, colon y periodus) que ayudarían a cambiar la tonalidad de la lectura dependiendo de dónde estuvieran colocados.

Este “invento” de Aristófanes, al principio, no tuvo mucho éxito y cuando los romanos relevaron a los griegos dejaron de usar los signos de puntuación, puesto que los romanos preferían dar discursos a viva voz, en vez de ponerse a leer.

Con la llegada del cristianismo empezaron a aparecer en los libros letras minuciosamente decoradas y signos de párrafo. Como consecuencia, los escribas del siglo VI comenzaron a puntuar sus trabajos para salvaguardar el significado inicial.

En el siglo VII, Isidoro de León renovó el sistema creado por Aristófanes dotándolo de unos puntos que indicarían la duración de la pausa. El punto bajo era un pausa breve, el medio daba lugar a una pausa media y el punto alto a una pausa larga. Además, les proporcionó un significado. El punto bajo ocuparía el lugar del signo de puntuación que hoy conocemos como coma y el punto alto pondría punto y final a una frase.

Los espacios entre las palabras fueron creados por unos monjes irlandeses y las letras minúsculas aparecieron cuando Carlomagno mandó a crear un alfabeto unificado, para que todos sus súbditos pudieran leerlo.

En resumen, los signos de puntuación creados por Aristófanes se convirtieron en esenciales a la hora de escribir un texto, aunque se fueron añadiendo muchos otros a medida que iban siendo necesarios, como es el caso del punto coma (punctus versus), que lo cogieron prestado de los cantos gregorianos medievales, el punctus elevatus que representa a los dos puntos actuales y el punctus interrogativos que es el antecedente de nuestro signo de interrogación.

Finalmente, los tres puntos pasaron a ser sólo uno y se podían poner indistintamente, dependiendo de la duración de la pausa que el emisor quisiera darle al texto.

¿Qué hubiese sido de la escritura sin este gran “invento”?

Autor| Rosa Mª Huertas Franco

Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Miér Ago 03, 2016 4:46 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Miér Ago 03, 2016 5:00 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Miér Ago 03, 2016 5:06 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Dom Sep 04, 2016 5:45 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Dom Sep 04, 2016 6:03 pm


Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Dom Oct 30, 2016 11:21 pm
























Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Lidia el Miér Nov 16, 2016 5:14 pm

SI NO LEEMOS, NO SABEMOS ESCRIBIR, Y SI NO SABEMOS ESCRIBIR, NO SABEMOS PENSAR

Es así de contundente. Si no leemos, es difícil que podamos pensar bien

Por Alejandro Mar G


Hoy todos escriben, todos quieren expresar sus sentimientos y opiniones, pero, ¿quién lee? En cierta forma la lectura es una actividad superior a la escritura; sólo podemos escribir con el lenguaje que hemos adquirido leyendo. La lectura es la materia prima de la escritura y la posibilidad de crear una obra que tenga belleza y profundidad o simplemente claridad, se basa en las lecturas que hemos hecho y lo que hemos aprendido de otros autores (sus palabras se vuelven las nuestras, se mezclan con nuestros pensamientos y experiencias). Así se destila la escritura, como una refinación del pensamiento no sólo personal, sino del tiempo mismo.



Para muchas personas es más atractivo escribir, tiene más glamour –algo que quizás se deba a la inmadurez y al egoísmo–, pero grandes escritores nos dicen que la felicidad en realidad está en la lectura. Borges es especialmente fértil en este sentido: "la felicidad, cuando eres lector, es frecuente". Y la célebre: "Que otros se jacten de las páginas que han escrito; a mí me enorgullecen las que he leído".

Hay una frase contundente, que si no mal recuerdo es de Juan José Arreola, "Si no lees, no sabes escribir. Si no sabes escribir no sabes pensar". Una sencillez aforística que debe ser el fruto de la labor intelectual de un buen lector.



Edmund Husserl escribe en su Lógica formal y Lógica trascendental: "El pensamiento siempre se hace en el lenguaje y está totalmente ligado a la palabra. Pensar, de forma distinta a otras modalidades de la conciencia, es siempre lingüístico, siempre un uso del lenguaje". Así que si no tenemos palabras, si no tenemos lecturas en nuestra memoria que enriquezcan nuestro lenguaje, nuestro pensamiento será muy pobre. Las personas toleran no ser buenos lectores, pero si se les dice que no saben pensar, esto lastima su orgullo y, sin embargo, una condiciona a la otra. Así, la lectura es una herramienta de desarrollo fundamental. Y donde mejor se desenvuelve esta herramienta es en los libros, no en los pequeños artículos que dominan la circulación de la Web; el encuentro con el lenguaje merece un espacio de concentración –el medio es también el mensaje–, un encuentro a fondo con la mente de un autor que puede haber muerto hace cientos de años pero que vive, al menos meméticamente, en el texto que se trasvasa a nuestra mente.


Podemos también preguntarnos si es que existe o no la conciencia sin el lenguaje. Aunque una primera lectura de las filosofías de la India parecería indicar que para los pensadores que nos dieron el yoga y la meditación, la conciencia existe más allá del pensamiento lingüístico (que es, de hecho, todo lo que existe), como ocurre en los estados de absorción meditativa (jñanas), también se debe notar que en el hinduismo el universo es generado a partir de la letra A del sánscrito, de la cual también se deriva la sílaba creadora OM. Posteriormente, en el budismo tibetano la letra A del alfabeto tibetano (parecida a la A del sánscrito) es también considerada una especie de fuente cósmica creativa, y se representa como emanando los cinco elementos en un thigle (bindu en sánscrito). Tenemos por supuesto la cábala, donde el universo entero es lo que se produce cuando se pronuncian los nombres divinos; la letra Aleph, tiene suprema importancia (como exploró Borges en su cuento, donde el Aleph es justamente como una especie de thigle o punto donde se encuentra la totalidad del universo). Sin embargo, el mundo es creado con la letra Bet, con la palabra Bereshit, que David Chaim Smith traduce no como inicio, sino algo así como "inicialidad" (beginingness), para denotar la constancia de la creación, un acto perenne que no ocurre en el pasado, sino en el presente. En suma, el mundo se crea con la palabra y esto es así no sólo en una visión esotérica o religiosa de la realidad, lo es en nuestra vida cotidiana: sólo alcanzamos a distinguir las formas una vez que tenemos los nombres.

De cualquier manera queda claro que la lectura como surtidor de las palabras que animan nuestra conciencia es un aspecto esencial de lo que es un ser humano que piensa el mundo. Podemos existir sin pensar, y a veces el pensamiento se convierte en un ruido que enferma la mente, pero en el pensamiento, con el poder de la palabra, tenemos una potencia divina. Como escribió Hölderlin:

Sin embargo, nos compete, bajo la tormenta de Dios,

Oh poetas, erguidos y con la cabeza descubierta,

Asir con nuestras propias manos el rayo de luz del Padre,

Y pasar, envuelto en canción, ese regalo divino a la gente.


Por Alejandro Mar G via pijamasurf
Twitter del autor: @alepholo

Lidia

Mensajes : 3156
Fecha de inscripción : 19/04/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: ORTOGRAFÍA, VOCABULARIO Y OTRAS COSAS...

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 11 de 11. Precedente  1, 2, 3 ... 9, 10, 11

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.